Semana Santa: Jesús comió pan ácimo en la última cena.

El Pan Ácimo eera impartido por el sacerdote como cuerpo de Cristo / (Foto: Internet)

El Pan Ácimo fue la primera Santa Eucaristía.

El Pan Ácimo, de forma redonda y delgada, era preparado por los judíos durante la víspera de la Pascua para comerlo en recuerdo de la noche del éxodo. La fiesta agrícola de los ázimos duraba días. El primer día coincidía con la Pascua, de ahí que la fiesta de los ázimos existiera desde el siglo VII.

Al no ser tratada la masa con la levadura vieja de la cosecha anterior, este pan significaba pureza; procedía de una masa nueva, sin levadura. En la Biblia, el apóstol San Pablo equipara el pan ázimo con la sinceridad y la verdad. Las Iglesias de Oriente lo denominan el pan natural y las de Occidente (católicos y luteranos), el ácimo.

Para los judíos y cristianos, el pan ácimo tiene un significado especial. La tradición judeocristiana cuenta que el pueblo de Moisés salió huyendo abruptamente de Egipto, sin tiempo para terminar de preparar el pan, por lo que durante el viaje que realizó hacia Israel el pan que se consumió era pan ácimo.

Por ello, los católicos emplean una especie de pan ácimo llamada hostia durante la Eucaristía en las misas. El sacerdote consagra el pan, el que se convertirá en el cuerpo de Jesús, en conmemoración a la Última Cena con sus apóstoles, durante la cual él tomó el pan ácimo, lo partió y repartió a sus discípulos, diciendo que era su cuerpo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here